sabes-realmente-que-es-una-sustancia-adictiva

¿Sabes realmente qué es una sustancia adictiva?

Todos hemos escuchado hablar de las adicciones hasta el cansancio. Que son peligrosas, que si las adicciones esto, que si lo otro y bueno, un sinfín de cosas acerca de ellas. Pero, honestamente, ¿sabes realmente qué es una sustancia adictiva? ¿Sabes qué la hace ser adictiva, y si esto es algo verdaderamente “malo” como nos lo han dicho miles de veces?

Para comenzar y de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), una droga es “toda sustancia que, introducida en un organismo vivo, pueda modificar una o varias de sus funciones”, mientras que una adicción es “una enfermedad física y psicoemocional que crea una dependencia o necesidad hacia una sustancia, actividad o relación”.

En sí, no existe “la droga”, sino varias sustancias adictivas, unas más que otras, las cuales pueden ser consumidas mediante distintas vías (oral, intravenosa, etc.), y que una vez en nuestro organismo pueden provocar daños irreparables en órganos tan importantes como el cerebro o los riñones (dependiendo la droga en específico), así derivar en situaciones problemáticas con nuestros familiares y amigos, o nuestro contexto en general (vecinos, escuela, trabajo, etc.).

Cabe destacar que el término “sustancia adictiva” incluye no sólo a las drogas ilegales como la marihuana (legal en algunos países) y la cocaína, así como a las legales (alcohol y tabaco), sino también a varios fármacos, sustancias de uso doméstico (o escolar y laboral) como lo son los pegamentos y los disolventes volátiles, e incluso también a bebidas con xantinas como el café.

Dicho todo lo anterior y dando respuesta a la pregunta “qué es una sustancia adictiva”, para que una sustancia pueda considerarse como tal, básicamente debe cumplir con las siguientes dos características:

1.- Tu organismo adopta una dependencia hacia dicha sustancia, por lo que al obtenerla se siente bien, y cuando la recibe, la exige.

2.- Tu cuerpo aprende a metabolizarla (en varios casos lo hace bastante rápido), situación que te lleva a necesitar dosis cada vez más grandes para conseguir el mismo resultado que tenías anteriormente.

Al final del día las drogas no son negativas ni positivas, ya que todo depende de los efectos y consecuencias, tanto física como mental y socialmente hablando, que tenga el consumo de estas para cada persona en específico.

Entradas Similares

Diciembre 29, 2016

La Codependencia

Ingresar un Comentario